Engler enojado

Del paisito 30 de agosto de 2019
El investigador aseguró que quedaron líneas de investigación y tratamientos por el camino.
59b5e39791e2e
Foto El País

Me cerraron el correo electrónico ayer. No tengo acceso a los investigadores que me escriben allí, ni a la información de todo lo que se ha escrito y comentado”, contó en Puntos de vista el investigador Henry Engler, tras su desvinculación del Centro Uruguayo de Imagenología Molecular (Cudim). Y acotó: “esto parece Corea del Norte. Quedé excluido de todo”.

Engler se mostró preocupado por lo que suceda con todas las líneas de investigación que lleva adelante. “Estoy revisando pacientes de un proyecto muy largo y tedioso sobre una sustancia que puede tener efectos de la enfermedad. Tengo que revisar paciente a paciente, los cargué (en el sistema informático) porque entraba al Cudim como si estuviera allí y ahora no sé nada”, afirmó y completó: “hay pacientes, líneas de investigación y tratamientos que quedaron por el camino”.

Los hechos

El científico, que hasta hace unos días permanecía como asesor del director y cumplía tareas como investigador, relató en Puntos de vista que había renunciado a la dirección del Cudim bajo el acuerdo de que podría seguir investigando.

Emgler le envió una carta al presidente Tabaré Vázquez explicándole su relación con el personal, que le reclamaban espacios para los más jóvenes, por lo que le propuso que los tres académicos con más de 70 años cedieran los espacios ejecutivos pero continuaran con las investigaciones. La propuesta, dijo, no fue bien vista por los otros investigadores, que quedaron trabajando al 100% y él, en cambio, pasó a desempeñar funciones al 50%.

Además, contó que le presentó a Vázquez al doctor Omar Alonso como nuevo director del centro y el presidente lo aceptó. “Le mande el currículo y le dije que me parecía lo mejor para el Cudim”, contó y comentó que el nuevo director le pidió que fuera su asesor personal y de la dirección máxima, que está representada por el Ministerio de Salud Pública (MSP), la Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII) y la Universidad.

Engler narró que en el BPS lo inscribieron como asesor y tuvo poco contacto con Alonso pero continuó relacionándose con varias áreas por las investigaciones que desarrollaba y los nuevos proyectos con seres humanos.

Relató que un día lo llamaron para explicarle que, tras un informe jurídico, no podía ser asesor: “en buen medida entendí que me habían echado ahí y luego me dieron de baja del BPS”.

Radio Uruguay

Te puede interesar